EMPEZAR CONSTANTEMENTE

 

20191107_175851

 

Los caminos de palabras han quedado manuscritos en los parques del otoño, las hojas caídas conocen bien todo lo que ha quedado atrás sin posibilidad de reencuentro. Creo que ya no quiero guardar en mi memoria esa luz de las cosas que se han ido de mí, perturbadas por encontrar verdades inexistentes. Tampoco aquella otra, que se ha visto soberana sobre esta ciudad putrefacta, erigida en viajera llegada de lejos para recalar en este puerto y ser guardiana del mundo y sus quehaceres. Mis sueños se han derrumbado, uno a uno, con sólo pensarla como una campanada sombría.

Los pensamientos que me viven no siguen maldiciones de moda, ni se adecúan a ningún molde o definición inventada por otros, obsoleta ya. Las horas de insomnio nocturno no saben como antes, se han empeñado en tomar el rumbo de pasos desconocidos hasta llegar a la última puerta… allí dónde pueda inventar otro personaje abierto a la incertidumbre del corazón y sus deseos, sin borrarme definitivamente.

SÉPTIMO CIELO

Desde el ojo de buey de la séptima planta la ciudad permanece clandestina, desaparecida de sí misma, oculta toda actividad de luz y calles jeroglíficas bajo una opaca gasa blanca.
La imagino allá abajo, esclava de esta noche acuática que se vende a sus pliegues mientras se humedece su reposo.
Y tiemblo, sé que estoy temblando desde hace horas, aunque intente evadirme con la monotonía de las paredes y los ecos de alguna conversación cercana. Me dejo invadir por la solemnidad sombría de esta niebla que se ha colado en la habitación, con la pretensión de tatuar otro epitafio en mi piel, exenta de lugares y vuelos rasantes. Veo mis ojos reflejados en heridas insospechadas, asombradas por encontrarse con guardianes insomnes que anudan las mismas alturas en cada palabra que se descuelga de mi voz, humanamente posible.
Siento que naufrago en la misma orilla silvestre para descubrir que ya no tengo origen y la brisa es lo único que corre por mis venas, por mucho que intente arroparme por murmullos amables con alguna historia que contar.
El silencio se detiene sobre mi propio silencio, cobijado en la lejanía del recuerdo antiguo y en la sede del sentimiento más primario que fluye cadencioso, independiente de paisajes en penumbra, aunque incapaz de detener las lágrimas que hace rato me estremecen, intentando encontrar esa imprecisa distancia entre el bien y el mal, con el único deseo de vivir y terminar este día curvado y dolorido en el que soñé atrapar una ilusión.
Séptimo cielo. En el otro extremo del pasillo un hombre grita desesperado porque alguien le ha robado el mando de la tele.

SOMBRA Y CLARIDAD

Al final los pensamientos no me derrotan, igual que aquellas primeras traiciones no me producen tristeza, pues he aprendido a defenderme de esas vilezas que han jugado a perdonarme la vida y acaban condenándose a sí mismas.
Prefiero que mi inocencia duerma a la intemperie y nade en las aguas del tiempo, pasando bajo los arcos de todos los puentes bajo la lluvia de dardos emponzoñados. Abrir, aún, mis ojos a los continentes que nacen entre mis dedos y en el aliento de mi soledad.
Mírate. Eres ruin. Desde tus mentiras no logras ni alcanzar mi estela, ni abandonar el agua fría de tu miserable palabra disfrazada. Yo no necesito realizar simulacros de empresas que me presten su máscara de respetabilidad. Viajo transparente y desnuda buscando esos pozos de nostalgia para apagar mi sed de silencios…sin jamás huir de la claridad. Tú eres esa sombra, en cambio, que ha quedado para siempre señalada por la cobardía de tus confusas amistades de uso circunstancial, por tratar de inmiscuirte en la felicidad de los demás, incluidas sus manifestaciones sexuales, a las que tú solo te has invitado como un perro para obtener tu parte igual que en una violación.
Es asqueroso que me atraigas y repugnes con igual intensidad.
Recuerda: poseo la fortaleza precisa para decapitar todos los libros mientras la lluvia dibuja mi rostro en los cristales. Atlántica absoluta, en calma y en tormenta.

M.V.P.

 

ASÍ É O MOVEMENTO POÉTICO VIGUÉS por Brais Nogueira

Déixovos aquí a reportaxe que o xornalista Brais Nogueira fixo para o Xornal de Vigo sobre o movemento poético vigués actual. Unha reportaxe que fai unha achega certeira do momento poético que vivimos nesta cidade nosa, Vigo, tan difícil para facer cousas sen ter ningún tipo de apoio institucional. Grazas Brais por contribuir á visibilidade das minorías.

 

Asi é o movemento poético vigués: Interxeracional, emerxente e democrático

VÍDEO 2º ANIVERSARIO DE POESÍA Y MICRORRELATO EN VIGO

Como viene siendo habitual, aquí os dejo el vídeo realizado con las fotos que se tomaron durante la celebración del 2º aniversario de Poesía y Microrrelato en Vigo, el viernes 21 de junio en el local O Galo do Vento, que ha sido nuestra sede durante estos dos años gracias a Armando Gómez. Creo que puedo decir que ha sido un éxito gracias a la implicación de todas las personas invitadas, a sus acompañantes y a todas aquellas que acudieron a vernos y oírnos. Gracias por estar ahí, gracias por ser y estar siempre en mi corazón.

VÍDEO POEMA ‘EL TIEMPO’

Queridas amistades, os ofrezco el vídeo del poema ‘El tiempo’ grabado por Alicia Savaxe durante mi intervención en el 2º aniversario de Poesía y Microrrelato en Vigo, recital que tuvo lugar el pasado 21 de junio, tan sólo 20 días después del fallecimiento de mi padre. Como organizadora de estos recitales excuso decir cuánto me ha costado organizar y celebrar este, y si así ha sido es gracias al afecto de todas las personas que me rodean y que me animan a seguir adelante. Eternamente gracias a todas y a todos.

POESÍA Y MICRORRELATO EN VIGO–RECITAL 10 DE MAYO DE 2019

Mis queridas amistades os dejo el enlace del vídeo realizado con las fotos tomadas durante el recital de Poesía y Microrrelato en Vigo, celebrado el pasado viernes 10 de mayo en O Galo do Vento.
Quiero agradecer profundamente a todas las personas participantes y a todas las que nos han acompañado. Hemos compartido emociones, ternura, amor, odio también, o al menos crítica, humor. Todas son palabras que brotan desde las vísceras para convertirse en arte y sentimiento.
Agradecer a Armando Gómez por poner a nuestra disposición un local tan emblemático como O Galo do Vento.
A todas y a todos, gracias desde mi corazón.